Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot

Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot

Plataformas: PC/PS4 (Reseñado)/Stadia/Xbox One
Desarrollador: Gearbox Software
Publishers: 2K
Lanzamiento: Diciembre 19/2019
Género: Heists are dumb

Borderlands 3 es un título que brilla por su gameplay, pero que desafortunadamente se queda corto en historia, así como en la forma que integra a viejos y nuevos personajes, siendo redundante con algunos gags que ya se sienten viejos, o dejando vacíos incomprensibles en otros, como en el caso de (not) Tiny Tina y los propios Vault Hunters protagonistas.

Un error evidente que, irónicamente, pasé desapercibido la primera vez que jugué el juego.

Siguiendo la línea de los DLCs en la saga, Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot busca expandir más la historia del juego base, ofreciendo no solo una nueva zona, sino una corta trama que ahonda en algunos personajes conocidos. Desafortunadamente, este complemento cae en la lista del ‘MEH’ por la forma en que desarrolla el “regreso” de Handsome Jack.

En este DLC se nos cuenta que previo a los eventos de Borderlands 2, Handsome Jack tenía un casino de lujo desde el cual no solo acumulaba una gran riqueza, sino un gran poder. Al igual que en el casino del Sr. Burns, la gente entraba para ganar, pero se quedaba al perder y perder.

Cuando muere, ese casino queda a la deriva y Moxxi, siempre a la delantera, quiere hacerse con la propiedad del casino por su estrecha y larga historia con Handsome Jack, sin embargo, para poder hacerlo necesita no solo limpiarlo de su aún presente fanaticada de psicópatas, sino también de su armada de Loaderbots que, POR FIN, están de vuelta.

Dicho esto, Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot bebe de los ‘movie heist’, planteando una trama sencilla en la que debemos armas un grupo dispar que sea capaz de penetrar (hehe) la potente defensa del casino de Handsome Jack, mientras nos enfrentamos a su nuevo regente, un sujeto llamado Pretty Boy.

Pese a tener los ingredientes para ser un buen complemente, Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot se siente predecible y limitado por lo que propone. El “regreso” de Handsome Jack es apenas una excusa para el nuevo villano y en su afán por querer darle protagonismo al conectarlo con él, no llega a establecerlo como una entidad propia.  

De igual forma, la misma presencia de Jack es irrelevante para la trama y la forma en que se plantea la presencia del Handsome Jackpot y su “plan maestro”, solo entra en conflicto con los eventos vividos en Borderlands 2.

Sin lugar a dudas, tanto Handsome Jack como Moxxi son dos de los personajes más queridos (y hornys) en la saga, pero a esta altura se siente que su historia de abuso ya está sobre utilizada, especialmente porque no propone nada nuevo. Fuera de ellos dos también regresa Doppleganger, pero la historia también la acompaña un nuevo cast que definitivamente encajan en la peculiaridad característica de la saga, pero que se sienten más bien aburridos.

Doppleganger es el más “desarrollado” y se ahonda un poco más en su historia, pero los demás personajes se sienten planos por el papel que se les otorga y es que cada uno se siente más como un ‘checkpoint’ que desbloquea la siguiente parte de la campaña. Tienen sus rasgos característicos, pero técnicamente hablando no una personalidad.

Aunque Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot ofrece una campaña que no pasa las 5 horas (unas 8 si completamos todos los quest), lo cierto es que este DLC se siente largo por lo repetitivo de sus misiones con apenas unos dos o tres segmentos memorables, entre ellos el jefe final. Esta última pelea no es desafiante, pero si es bastante vistosa y graciosa por la forma en que se plantea, pero más allá de esto es un spoiler. Lo mínimo que les puedo decir es que involucra un robot gigante.

En su apartado jugable no hay mayor novedad salvo lo que la misma Gearbox ha dicho: nuevas armas, skins, trinckets y etc. Si algo, lo predominante acá es que las armas con daño corrosivo ahora si tienen propósito, aunque de vez en cuando hay enemigos que tienen resistencia a este elemento. Lo malo, es que ahora tiene tanto protagonismo que, estrictamente hablando, todo el DLC se puede pasar con una sola arma.

Por lo menos, la variedad de enemigos es amplia y en ciertas zonas desafiante, aunque asumo también que depende del personaje.

Desafortunadamente, un gran defecto de este DLC gira en torno a su desempeño, y es que después de un muy buen parche que mejoró la navegación entre menús y la interfaz de armas, todo ha vuelto a ser como antes. Incluso peor, al menos en la PlayStation 4 base.

Los menús cargan lento, el desplazamiento entre pestañas toma segundos y particularmente en la selección de armas, objetos y demás, el marcarlos como favorito/basura refresca la interfaz haciendo que una labor sencilla tome más tiempo. Adicionalmente, regresan las texturas mal cargadas, solo que esta vez no se limitan a aparecer después de una pantalla de carga.

Igualmente, la tasa de FPS es muy… variable… y dependiendo de la zona puede fallar o no. Hubo combates en los que no tuve problema, pero si otros en los que la acción se ponía “pesada” y lenteaba todo lo visto en pantalla.

Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot no es un buen DLC. Su historia es predecible y su villano es aún peor que los Calypso Twins. Afecta negativamente el querer vincular a Handsome Jack a los eventos actuales, tanto así que resulta contradictorio lo que se plantea a nivel narrativo. Sus misiones principales son más bien repetitivas y no ayuda que el daño corrosivo tome TANTO protagonismo a nivel de combate, aunque algunas de sus misiones secundarias si son entretenidas.

Ojalá los futuros DLCs sean más osados que este y sean aprovechados para ahondar en los personajes que si tienen algo que decir, insisto en (not) Tiny Tina, o en tramas que realmente aprovechen los conflictos ya establecidos.

Reseña hecha con una copia de Borderlands 3 – Moxxi’s Heist of the Handsome Jackpot para PlayStation 4 provista por 2K.