Red Faction Guerrilla: Remarstered

La destrucción de Red Faction regresa en formato portátil, Guerrilla Remarstered no solo es una mejora a nivel visual, sino también de rendimiento.

Plataformas: PC/PS4 /Nintendo Switch (Reseñado)/Xbox One
Desarrollador: Kaiko Games
Publishers: THQ Nordic
Lanzamiento: Julio 1/2019
Género: Remasterización Marciana

Originalmente lanzado en la PlayStation 3, Xbox 360 y PC en 2009, Red Faction Guerrilla se convirtió en toda una sensación por continuar la historia del juego original, y aunque estaba lejos de ser perfecto, si fue un título que brilló a nivel técnico por lo que ofrecía en términos de gameplay.

Hoy, 10 años después de su lanzamiento, llega una versión Re-Mars-Tered a PlayStation 4, Xbox One PC y Swtich con todo lo que implica: una mejor resolución y desempeño.

Si jugaron el Red Faction Guerrilla original sabrán que este título es la tercera entrega en la saga Red Faction, en la cual tomamos control de Alec Mason, un ingeniero minero que llega a marte y que, de un momento a otro, se ve envuelto en un evento trágico que lo llevan a ser el pilar de la revolución contra la EDF, una fuerza militar/ingeniería que ocupa marte y explota a la clase trabajadora en busca de recursos primordiales.

Nada de esto ha cambiado obviamente, pero sí he de notar que en los 10 años que han pasado mi perspectiva es distinta. Cuando jugué su versión original en PlayStation 3 estaba cegado por las mecánicas de destrucción y el gran repertorio de armas para causar desastres que ni me había detenido a pensar lo que el argumento planteaba.

Hoy eso es distinto, y aunque la trama comienza como una vendetta personal, de fondo claramente hay un mensaje contra las megacorporaciones y su trato con el trabajador de clase media. No por nada, el arco de Alec Mason representa la unión trabajadora para su liberación.

En términos de gameplay tampoco hay cambios. En su versión de Switch, Red Faction Guerrilla Re –Mars- Tered se juega tal como la de PlayStation 3, tanto así que también hay que ajustar la sensibilidad de la mira para que esta sea manejable. En sí, el “mapeo” de los comandos al control de Switch es apropiado, pero cuesta acostumbrarse al principio, especialmente en su modo portátil, pero una vez superada esa barrera ya no hay problema.

Ahora bien, sea cual sea el modo de juego, portátil o dock, lo cierto es que Red Faction Guerrilla Re –Mars- Tered luce muy bien y, mejor aún… corre de maravilla. En su versión original, al menos en la de PlayStation 3, era común ver que el juego tuviera caída de frames por cualquier cosa, especialmente al momento de combate o destrucción de objetivos.

En Switch este problema fue corregido y el juego corre sin ningún problema y gracias a la resolución que tiene, los efectos de destrucción son aún más vistosos a los de su versión original.

Pese a lo anterior, hay elementos del juego que por más remasterización que haya es imposible cambiar, tal como las pantallas de carga. Obviamente los tiempos de espera son menores a los vistos en PlayStation 3, pero hoy día si llega a ser molesto. Por fortuna, a la presencia de bugs es mínima. Me atrevería a decir que nula en Switch, pero entiendo Red Faction Guerrilla Re –Mars- Tered en PlayStation 4 y Xbox One no están exentas de algunos errores vistos en el juego original, por lo que bien podría ser suerte.

Fuera de lo anterior, pese a que tengo muy buenas memorias con Red Faction Guerrilla, su versión Re –Mars- Tered me hizo dar cuenta que es un juego repetitivo y bastante lineal pese a su estructura de mundo abierto. La metodología para liberar distritos de la EDF es la misma: bajar su influencia a cero, algo que solo podemos hacer destruyendo sus plantaciones y liberando aliados hasta que sea momento de retomar el control

Obviamente en el proceso hay misiones principales, pero son muy pocas las que rompen también con esa misma estructura. Afortunadamente, si hay algo que ayuda al gameplay son las armas y que con el tiempo se motiva a ser más creativo con lo que tenemos a mano para lograr una destrucción perfecta, especialmente en las misiones contrarreloj en las que tenemos un set de armas limitadas para cumplir el objetivo.

En cuanto a su apartado PVP online, hay una gran variedad de modos de juego, sin embargo, al momento de hacer la reseña fue imposible encontrar un lobby disponible en cualquiera de las listas de juego vía matchmaking. Por fortuna, una alternativa medianamente interesante es la modalidad ‘Wreckingcrew’, que enfrente de 2 a 4 jugadores en escenarios donde deben causar la mayor destrucción posible con diversas armas y modificadores… la cuestión es que no es splitscreen, sino de un juego por turnos, por lo que 100% competitivo no es.

Red Faction Guerrilla Re –Mars- Tered es un buen remaster, eso hay que dejarlo claro. En términos de desempeño cumple al brindar un juego que corre y se ve aún mejor que su versión original, donde también se incluye el DLC de Demond of the Badlands… sin embargo, como tal no ofrece nada más de lo que el juego ofreció en 2009. Esto no es necesariamente malo porque en sí, pese a que se puede tornar repetitivo, este título tiene una cantidad de contenido bastante robusta, pero sí podría decepcionar a algunos que esperen algo más.

Es desafortunado que el componente online no funcione. Desconozco si es por problemas de servidor o falta de jugadores, me inclino más a lo segundo… pero si se nota un gran vacío en la experiencia, especialmente porque la modalidad PVP en PlayStation 3 era bastante desafiante y entretenida.

Reseña hecha con una copia de Red Faction Guerrilla: Remastered para Nintendo Switch provista por THQ Nordic.

A %d blogueros les gusta esto: