TGS 2019: Impresiones – Yakuza 7

El nuevo título de Yakuza trae nuevas cosas a la mesa y durante TGS 2019, tuvimos la oportunidad de ver algunas de ellas. Estas son nuestras impresiones.

Yakuza 7 era uno de esos títulos que estaban generando dudas con respecto a su futuro dados los cambios que habían confirmado sus desarrolladores en cuanto a su combate y después de probarlo podemos dar nuestro punto de vista al respecto.

Lo que conocimos de la nueva entrega de la popular saga Yakuza O “ryuga gotoku” tenia la intención de apaciguar a los fans con respecto a este juego, y es que de antemano conocíamos que su estilo de combate había cambiado de ser de acción a uno mas RPG por turnos, y podemos decir que aunque se siente extraño, la excentricidad y movimientos exagerados que caracteriza este juego están intactos.

La historia esta vez tiene un nuevo protagonista y una nueva ciudad. Lo primero que hacemos antes de entrar en combate es ver como hacen una parodia de La Espada en la Piedra, seguido por un combate en el cual los enemigos se transforman de unos ciudadanos comunes a unos mas fornidos y peligrosos.

Esta es nuestra primera pelea y notamos que tenemos diferentes comandos, en especial de ataque, que son los que mas nos llamaron la atención. Uno es un ataque normal, por así decirlo, y el segundo es un ataque especial que consume puntos de una «barra». Pero que no solo se queda en que es especial por el daño que hace si no por su aspecto visual, a tal punto de poder lanzar una parvada de patos al ataque o bolas de fuego, al mejor estilo que este juego suele hacer.

A pesar de que no es tan rápido como su anterior estilo de combate aún tenemos algo de control en el movimiento de nuestro personaje, no influye mucho en el juego pero ayuda a que la transición sea mas suave. Podría decir que se siente algo similar al estilo de combate del Persona 5.

Lo otro que nos ofrecía el demo era una serie de minijuegos de los cuales pudimos probar dos. El primero básicamente era reciclar latas en bicicleta, suena simple pero tenia sus complicaciones como otros recolectores que podrían hacernos perder nuestras latas o podríamos quitarles las de ellos. También alguno que otra persona corriendo podría entrometerse en nuestro camino. Es una bobada pero no desentona para nada.

El otro era un carrera en karts al mejor estilo Mario Kart, cuenta con una barra de salud que al vaciarse nos dejara un corto tiempo inmóvil. Al igual hay poderes que podemos usar contra los otros yakuzas.Todo esto y los enemigos aparecían en un mini mapa en la pantalla así que era fácil de guiarse y de encontrar.

Este juego no deja de tener esa extravagancia que lo hace tan especial y sin duda genera mas curiosidad con respecto a su futuro, por que podemos decir que se ve prometedor.

A %d blogueros les gusta esto: